2 de octubre de 2016

El Gran Gatsby [vídeoreseña]

¡Hola! En menos de cuatro minutos les comento mi opinión sobre El Gran Gatsby y mi experiencia usando Biblioredes. Este vídeo se enmarca dentro del Segundo Concurso de Booktubers.

Agradezco si pueden darle me gusta y quedo atenta a sus comentarios.


25 de agosto de 2016

Historia Secreta de Chile, Jorge Baradit


Título: Historia Secreta de Chile
Número de páginas: 176
Autor:  Jorge Baradit
ISBN: 9562624692
Editorial: SUDAMERICANA
Edición: Encuadernación rústica

¿Arturo Prat fue un apasionado espiritista? ¿Por qué murió asesinado Manuel Rodríguez y donde se encuentran sus restos? ¿Hubo en la Patagonia una monarquía dirigida por un francés cuyos súbditos eran un grupo de mapuches? ¿La estrella solitaria de nuestra bandera en un símbolo luciferino? ¿La clase política del siglo XX tenía entre sus principales asesores a un médium?

De todas las opiniones que he dado en este blog, esta ha sido la más difícil de escribir porque está relacionada con la disciplina que me ha formado estos últimos años. No estaba segura en cómo hacer esta reseña, ya que, al ser este un blog de libros creía que debía reseñarlo como cualquier otro, pero también, creo que nuestra formación nos otorga una visión particular de las cosas, así que haré unos comentarios sobre historia. 
Me es muy difícil dar una opinión historiográfica al respecto porque este tipo de producciones se enmarcan en los debates de qué creemos como historia –con y sin mayúsculas– y en qué formatos nos gusta verla narrada. Por ejemplo, hace un tiempo recomendé una serie de ficción que mezclaba archivos y testimonios de la Primera Guerra Mundial, a mí me pareció increíble, pero a un historiador le puede parecer un insulto a la disciplina –exagero, un poco–.

El libro desde las primeras páginas logró captar mi atención, debido a que el prólogo es muy explícito sobre lo que pretende y cuál es la opinión del autor sobre la historia. Consigue llamar la atención del lector y nos invita a querer seguir leyendo, siendo honesta, me parece la mejor parte del libro. En el resto de los capítulos, se confirma que el punto fuerte es la forma en que está narrado, Baradit tiene una prosa que está llena de dinamismo y cumple con el objetivo de introducirnos en el mundo que crea. Por tanto, también cuenta con una buena capacidad de descripción.
Mi principal conflicto con este libro es que se vende como un libro de Historia pero en realidad es un híbrido de varios géneros, no es Historiografía y tampoco es una novela histórica. El autor en su talento descriptivo no escatima en hacernos sentir parte de la trama, para esto hace suposiciones como "me imagino ese viaje" o "creo que tal sujeto pensó esto", lo cual se aleja de la disciplina histórica que busca construir el pasado a través de fuentes y no manifestar lo que imagina el autor –o al menos, no tan explícitamente–. 
Es una historia que no cuenta con citas al pie de página ni formato APA que son requeridas en la academia. Para mí leer este libro es como disfrutar de una novela histórica o ver una serie, sé que si bien se funda en un anacronismo, es un formato propio con su estética y su narrativa. 
He tratado de reflexionar sobre el éxito de este libro y creo que principalmente se debe a la capacidad como escritor del autor y en segundo lugar, tomando el postulado de Jerome De Groot en Consuming History, la necesidad de conocer la Historia y a aquellos personajes que han sido catalogados como grandes figuras desde otra arista, lo que se ha convertido casi en un fenómeno mundial. No podemos desconocer el período que actualmente vive Chile, estamos repensándonos como sociedad y con una variedad de conflictos sociales, que obviamente va a aumentar el interés por leer Historia.  Fueron los lectores quienes encontraron la solución a su demanda en Baradit y ese debería ser uno de los puntos del debate. Mi primer libro favorito fue el de cuentos de Oscar Wilde, no aprendí a leer con Shakespeare, lo que no quita que lo haya leído después, no veo por qué con la Historia debe ser diferente.
Las historias que se describen no me parecen para nada secretas, muchas las vi en el colegio o son de dominio público, pero como dije anteriormente, creo que lo ‘secreto’ que puede tener para el público es que se sacan las estatuas que rodean nuestras calles para verlos en su lado mundano, verlos como no los vimos antes, con rencores y temores, como las personas que fueron.
El talento Baradit son las palabras; crear y desarmar mundos con ellas, no es la Historiografía porque no es historiador, él no trabaja buscando fuentes dentro de un archivo y como novelista, tampoco le pertenecen las citas en APA o al pie de página, pero quizás aquellos a los que sí, deberían aprender de él aquel arte que fundamentó nuestra existencia durante siglos, como en la Antigua Grecia, cuando ser historiador estaba acompañado de contar historias. 





17 de agosto de 2016

Humor y feminismo: 5 razones para ver Unbreakable Kimmy Schmidt

Usualmente, cuando hablo de alguna serie lo hago sobre dramas de época pero como he estado trabajando académicamente en ellos, quise despejarme un tiempo y comenzar algo diferente. Por eso, decidí ver esta serie de comedia que estaba muy recomendada y parecía la ideal para salir de la rutina. Resultó ser una sorpresa realmente agradable, así que en vez de hacer una clásica reseña, les voy a dar algunas razones para comenzar esta serie si no lo han hecho.

1. Los personajes femeninos: Soy bien quisquillosa a la hora de que me guste un personaje femenino, especialmente porque me parecen muy estereotipados, ya no basta con el mujer-necesito-que-me-protejan sino que también el último estereotipo de moda de mujer-yo-no-necesito-que-me-protejan-pero-tampoco-soy-real así que iba con resquemores, pero esta serie me sorprendió gratamente, porque si bien es una comedia y necesita personajes que sean exagerados para que causen risa, todas las mujeres de este show tienen detalles que las hace personajes interesantes y complejos, evolucionan dentro de la historia y además, se apoyan unas a otras para poder sobrellevar las situaciones que les tocan vivir. Me encanta ver relaciones positivas y a mujeres que están dispuestas a ayudarse entre si.

Sororidad <3


2. Jacqueline: Este es mi personaje favorito de la serie, una mujer que tiene una historia que intenta ocultar para seguir siendo la esposa de un millonario de New York. Sus frases me hicieron reír un montón pero también podemos verla dar un giro radical a su vida tras, junto a Kimmy, descubrir que puede valorarse para no depender de otros.



3. Titus Andromedon: Otros de los personajes que se roban el show y que además de entregarnos humor, nos muestra los diferentes problemas sociales que enfrenta Estados Unidos. Titus es afroamericano y abiertamente homosexual, desde que se mudó de su pueblo ha intentado ser una estrella de Broadway sin mucho éxito. Cuenta con una interpretación brillante que le ha valido dos nominaciones al Emmy y es protagonista de los momentos más hilarantes. 

4. Humor: Como lo mencioné anteriormente, en esta serie podemos reírnos de diferentes problemas sociales, es un humor políticamente incorrecto y en muchas ocasiones, negro. Una crítica a los problemas raciales, los prejuicios y el machismo tanto en la sociedad como en el mundo de la comedia

5. La canción principal: La pueden encontrar en youtube pero les advierto que es muy pegajosa. A mi parecer, la canción principal refleja totalmente la serie: es rápida, cómica y se basa en la premisa de que females are strong like hell.





22 de julio de 2016

Libro y película: El amante de Lady Chatterley

Título: El amante de Lady Chatterley
Número de páginas: 432
Autor: D. H. Lawrence.
ISBN: 9788483460528
Editorial: DEBOLSILLO
Edición: Tapa blanda
Constance Chatterley se había casado con el adinerado sir Clifford en 1917. Pero su marido fue herido fatalmente en la Primera Guerra Mundial y se vio confinado en una silla de ruedas para el resto de sus días, paralítico e imposibilitado para satisfacer a su mujer. Retirados en su mansión campestre, Constance ve cómo su vida y su juventud se escapan. Ama a su marido, pero tiene que responder a la pulsión de la naturaleza. Y allí, cerca del bosque, sus sentidos le exigen una reparación: Oliver Mellors, el callado guardabosques de las tierras de los Chatterley, un hombre fuerte, desinhibido, salvaje y apasionado, se encargará de proporcionar a Constance lo que su marido ya no puede darle. D. H. Lawrence, uno de los escritores más controvertidos de la literatura británica , es autor de varias novelas de gran éxito en las que habla de las relaciones amorosas y la sexualidad como fuente de conocimiento íntimo y personal.
La novela se enmarca en la aristocracia intelectual de la época, que es un tanto diferente a la tradicional –que podemos apreciar en series tipo Downton Abbey–, por lo tanto, temáticas como el sexo y la educación superior son comunes en la vida de la protagonista. No obstante, el accidente de su marido les ocasiona ciertos problemas que no son ajenos a su condición de aristócratas, es decir, la imposibilidad de tener un sucesor. 
De esta forma es el esposo quien le sugiere que se busque un amante para que se embarace y satisfaga sus necesidades, lo que él no esperaba era que dicho amante fuera de una clase inferior. Por tanto, la trama se centra en la infidelidad de Lady Chatterley con el guardabosques de su finca, todo esto contado con la mayor cantidad de detalles posibles, lo que llevaron a que esta fuera una obra censurada por la época, aunque dudo que ahora alguien se escandalice o se sorprenda con lo narrado.
La relación de estos amantes me parece profundamente mecánica y nunca pude comprender a los personajes que se contradecían a cada instante.  La protagonista es inmadura en exceso, por un lado pretende empatizar con la condición de los obreros pero lo hace desde su sitio privilegiado y sin comprenderlo realmente. Su esposo es cambiante y extremadamente frío, quizás se podría entender por los profundos horrores que vivió la gente de la época pero en momentos me pareció una personalidad infantil y egoísta, finalmente, el amante es una extraña mezcla entre brutalidad y ternura, según su estado de ánimo. Las personalidades tan complejas al ser mal conducidas por el autor, producen un estado de hastío y de sólo desear que se terminara pronto. 
A mi parecer el autor fuerza demasiado los diálogos filosóficos que a veces no tienen sentido en la trama, para quitar el tono banal a lo que es claramente una novela erótica y así hacerla parecer algo más elaborado y transcendental sobre el debate de una sociedad profundamente golpeada. Estos diálogos no me parecen bien fundamentados y sólo hacen aún más difícil la lectura de una prosa que de por si ya es muy complicada.
Por su parte, el final me parece inacabado y demasiado abierto. Creo que tiene la categoría de clásico por romper un molde en la época que por su apreciación futura o estilo literario.



El libro anteriormente reseñado, lo leí tras ver la adaptación del año pasado producida por la BBC y protagonizada por Holliday Grainger y Richard Madden. La película tiene varias diferencias con el libro, principalmente porque agilizaron la historia y agregaron elementos para hacerla más dramática, por ejemplo, el guardabosques y el Sir comparten en el batallón de la Gran Guerra y reforzaron las diferencias sociales de la época. Es una película muy romántica, en el sentido de que se centra en el deseo de los amantes por estar juntos y los obstáculos que tienen para lograrlo.


Me gustaron la mayoría de las actuaciones, especialmente la de Richard Madden, siento que volvió más humano y atormentado a su personaje, en cierta forma es más creíble que el del libro. Lo que si me dejó con gusto a poco es la relación entre los protagonistas, los actores no tuvieron mucha química como pareja.
La cinematografía cumple con la excelente calidad que está teniendo la BBC y no tiene nada que envidiar a producciones de canales internacionales con muchos más recursos. Si bien como película tiene algunas fallas, me gustó más que el libro –algo que raramente puedo decir–.








20 de julio de 2016

The Passing Bells o los dos frentes de la Gran Guerra cien años después


Nombre: The Passing Bells
Formato: TV mini-series
Año: 2014
País: Reino Unido - Polonia
Idioma: Inglés
Drama histórico transmitido por la BBC, que través de los ojos de un soldado alemán y otro inglés, muestra la vida en los dos bandos de la Primera Guerra Mundial. Protagonizada por Patrick Gibson y Jack Lowden.
Es sabido que los aniversarios de 'grandes hitos' históricos son semilleros de producciones de época y la BBC no se quedó atrás con el Centenario de la Primera Guerra MundialDentro de esta instancia conmemorativa se enmarca The Passing Bells que se encuentra disponible en Netflix Latinoamérica y que en su emisión original estaba formada por 5 episodios de media hora.
En cada capítulo podemos apreciar un año de la Gran Guerra, comenzando cuando ambos protagonistas tienen 16 años y al igual que miles de muchachos se unen a los batallones motivados por las ansias de gloria y principalmente, de aventuras,  debido a la imagen un tanto infantil que tenían de las guerras. El resto de los capítulos nos muestra a estos jóvenes obligados a madurar en el horror de las trincheras, donde también conocen el lado amable de la vida, como la amistad y el amor. En algunas escenas podemos conocer el punto de vista de sus familias y especialmente el de sus madres, que sufren mientras esperaban noticias de sus hijos. 
Es una serie sobre adolescentes que van a la Guerra y está dirigida a adolescentes o a un público familiar, tanto por la trama y por la forma en que se muestra la guerra, podemos ver toda la realidad de su crudeza pero sin escenas explícitas que no podrían ser mostradas en el horario de las 7 de la tarde.
La serie al estar producida por dos países,  nos entrega una visión un tanto más realista de los lugares –pudieron grabar en Polonia– pero por sobre todo, hace hincapié en que ambos eran jóvenes iguales, en el sentido de que ambos tenían novia, ambos querían reunirse con su familia y ambos tenían a sus padres esperando por ellos. A mi parecer esto es posible debido a que son 100 años de La Guerra, un período un tanto distante y que permite hacer estas concesiones que no hablen de un enemigo y que por sobre todo, busquen otorgarle un sentido a este aniversario y a la importancia de recordar.
A pesar de las limitaciones del horario, esta miniserie en general y el final en particular, es uno de los relatos más crudos que he visto sobre la Gran Guerra. No puedo dejar de mencionar las excelentes actuaciones del reparto y en especial de los actores protagonistas.
Si me permiten el comentario un tanto superficial, yo conocía a Jack Lowden desde Guerra y Paz y me parecía que hacía el papel de 'niño lindo' como hermano de Natasha, pero es que en esta miniserie lo da todo y logró derribar mis prejuicios. A mi no me molesta que interprete a un alemán pero que hable en inglés.
A mi parecer, el contar la historia desde dos frentes con jóvenes que tenían vidas similares, es lo que hace verdaderamente interesante algo que ha sido muchas veces tratado, además de que agregaron imágenes reales de la época y testimonios de ex soldados, lo que introduce archivos en una serie ficticia.
Mi drama de época favorito de lo que va de este 2016. 

19 de julio de 2016

Del libro a la pantalla: Orgullo y Prejuicio de Jane Austen (p.1) #LCDearJane

¡Hola! Hace un tiempo hice una entrada sobre la Lectura Conjunta de Jane Austen que realizamos con varias chicas. El primer libro fue Orgullo y Prejuicio y vengo a comentar acerca de las adaptaciones en orden cronológico. Dividiré esta entrada en dos, así que en otra instancia daré mi opinión sobre aquellas que sitúan la historia en otras épocas y culturas.

La primera adaptación que vi es Más fuerte que el Orgullo de 1940, protagonizada por Greer Garson y Laurence Olivier. En primer lugar, es necesario mencionar que esta adaptación está situada en la época victoriana –algo muy del Hollywood de los 40– por lo tanto, está rodeada de vestidos largos y mangas grandes.
Tiene muy marcados los momentos de comedia, debido a lo que podemos ver unos personajes un tanto exagerados, en especial los que ya son cómicos en el libro. He leído varios comentarios sobre los ademanes de este Darcy pero a mi me pareció muy propio del siglo XIX, donde los gestos delicados de los hombres era considerado elegante, por tanto, yo sí me sentí en presencia de un aristócrata de aquellos tiempos, aunque no deja de estar algo exagerado, como toda la película. Su personalidad se hizo un poco más expresiva –no tan arisco– y en esta misma línea su relación con Elizabeth, está cargada de un tire y afloje. Por su parte, la protagonista femenina, me pareció una interpretación muy inteligente, con su humor característico y con esa chispa, además de ser muy refinada, algo que no puedo decir de todas las adaptaciones, pues algunas pecan del empobrecimiento de Lizzie con tal de que parezca una especie de Cenicienta del XIX. En resumen, me pareció muy divertida y cómica, si bien tiene ciertas diferencias con el libro, es una adaptación que disfruté y me agradaría ver otra vez. 


La segunda adaptación que vi es una miniserie de la BBC de 1980.  Como obra de dicha casa televisiva, es muy fiel al libro pero a mi parecer carece de interpretación. Es ver la puesta en escena de un libro, no hay ninguna síntesis de lo que escribió Austen, por ejemplo, las cartas son leídas completas con la voz en off del emisario.  Las actuaciones cumplen con sólo poner en escena los textos del libro pero sin mucho poder interpretativo. Darcy es serio en extremo, lo podemos ver sonreír –una mueca– en una sola escena, siento que no supo interpretarlo y simplificó todo a estar serio. Lizzie está correcta, pero debo ser sincera y decir que la declaración me pareció la más fría de todas. No le recomendaría a nadie esta miniserie, salvo quiera ver todas las adaptaciones que se han hecho. 


La tercera adaptación, es la versión de la BBC de 1995, la cual me parece una reivindicación de la anterior. Es la versión que se mantiene más fiel al libro pero otorgando una interpretación de mayor calidad, Colin Firth como Darcy hace un trabajo espectacular, ese hombre nació para el papel. Sobre ese punto, me llama la atención que ante las pocas apariciones de Darcy en el libro, los creadores de la miniserie hayan agregado más pero sin que hablara, así que lo vemos desde bañándose hasta en sus tiempos de la Universidad.  A pesar de contar con grandes actuaciones y gran fidelidad al libro, a mi me deja con sabor a poco, siento que le falta una viveza en muchos aspectos de la novela y en especial en Lizzie, de hecho, el autor de la introducción de la ultima versión que leí dice que si piensa en Lizzie, él la imagina sonriendo y a mi me pasa lo mismo, no obstante, la actriz de esta miniserie no tiene su vitalidad. 


Esta es la adaptación más resiente y fue dirigida por Joe Wright en 2005. No es completamente fiel al libro, sino que toma varias licencias, por lo que hay personas a las que les gusta y otras que no. Particularmente es mi versión favorita, quizás porque fue la primera que vi o porque es la que me trasmite las sensaciones más parecidas al libro. De las actuaciones quiero destacar a la Señora Bennet, me encanta cada vez que la veo.
Esta película tampoco está ambientada en términos de vestuarios en la Regencia, el director se inspiró en finales del siglo XVIII que fue el período donde el libro fue escrito y lo que a mi más me gusta, es que el vestuario hace guiños a la personalidad de los personajes –aquí lo hablo en detalle–. Lo que a mi no me agrada es que empobrecen demasiado a la familia Bennet, para que haya un contraste aún mayor entre las clases sociales con un enfoque claramente romántico. No obstante, por la música y puesta en escena, esta es sin duda mi favorita.

Me encantaría saber cuál es su adaptación favorita. Espero pronto subir la segunda parte.

12 de julio de 2016

Especial: 100 años del Alzamiento de Pascua

Esta entrada estaba pendiente desde hace mucho tiempo y cuando digo mucho, me refiero a que estaba programada para el 24 de abril, fecha en la que se celebró los 100 años del Alzamiento de Pascua en Irlanda. No obstante, como dicen por ahí, más vale tarde que nunca.
Para ser concisa, fue una rebelión que se produjo en Irlanda contra la autoridad del Reino Unido, el día de Pascua de 1916. Fueron un par de días donde los Voluntarios Irlandeses junto al Ejército Ciudadano Irlandés tomaron posiciones en lugares claves de Dublín, especialmente la Oficina de Correos donde proclamaron la República Irlandesa.
Extracto de la declaración de Independencia de 1916.
Los irlandeses pensaban que la Primera Guerra Mundial haría que el Ejército Británico se encontrara disminuido, lo que les daría ventaja, pero su desorganización y carencias militares los llevaron a rendirse tras unos días de enfrentamiento. El problema fue que el Ejército Británico detuvo a miles de sospechosos y asesinó a todos los jóvenes que fueron considerados cabecillas. Esto sirvió para que la población, que en un momento fue reticente a la rebelión, sintiera simpatía hacia el movimiento independentista. Este hecho se considera el primer paso para la posterior independencia de una parte de Irlanda.
Si quieren saber más información pueden dirigirle a algunos de los links que dejaré a continuación: (x)(x)
Ahora pasando a lo que nos convoca, les comentaré lo que leí y vi relacionado con este aniversario.


Antología Poética de W. B. Yeats.

Un clásico indiscutido si se quiere tener un acercamiento al nacionalismo irlandés es el poeta y Premio Nobel de Literatura W. B. Yeats. De este autor leí una antología poética de la editorial Espasa Calpe, que me pareció muy bien organizaba, pues, contaba con una pequeña introducción a la vida del autor y el contexto de su obra. La primera parte de sus poemas están cargados de la mitología y el folklore irlandés, de hecho descubrí que The Stolen Child, una de mis canciones favoritas, es en realidad una adaptación de un poema de Yeats. Sus poemas tempranos también son sobre el amor y el misticismo, posteriormente su poesía se vio influencia por su relación con Maud Gonne y con la política de Irlanda, dedicándole inclusive un poema al Alzamiento, llamado 1916. En resumidas cuentas, esta antología me atrapó por completo y fue una de las mejores lecturas del último tiempo. porque en su obra hay variados temas, puedes pasar de un mito celta a un poema de amor. Totalmente recomendable.



Miniserie: Rebellion.


Esta miniserie irlandesa fue lanzada a principio de año y estuvo un tiempo disponible en Netflix, de hecho ahí vi la sinopsis y el primer capítulo, hasta que desapareció y no quería quedarme con la historia a medias, así que la continué en otro sitio. La serie sigue la historia de tres mujeres irlandesas desde el estallido de la Primera Guerra Mundial hasta los acontecimientos del Alzamiento de Pascua.
De esta miniserie me gustaron algunos personajes que me parecieron bien construidos, lamentablemente estos personajes no eran los centrales, pero de todas formas cuentan con gran participación. Otro de los puntos importantes es que gran parte de la serie esté narrada desde un punto de vista femenino, pues hace aún más interesante una trama que podría ser un tanto obvia. Me enamoré de Jimmy y de la forma en que se enamora con una de las protagonistas, me parecía una relación no tan asimétrica como la de otros dramas de época quizás porque ambos participaban de la misma lucha.
Me parece que la miniserie entrega nuevos tópicos al género pero que tiene unos graves problemas de edición, sufre cambios de planos muy bruscos y por tanto, a veces no quedan bien desarrolladas las escenas. De esta misma forma, siento que la historia no dejó muy bien concluidas algunas de las tramas individuales.
De todas formas, la serie se disfruta y se sufre. La volvería a ver.  

Película: El viento que agita la cebada.

Esta película se sitúa unos años posteriores al Alzamiento. Sigue la historia de dos hermanos que se alistan en la Irish Republican Army que busca la independencia de Irlanda. El mayor, Damien (Cillian Murphy, ahora famoso por Peaky Blinders) abandona su carrera de médico y se une a su hermano Teddy. Tras varias batallas y bajas por doquier, surge un pacto entre el Gobierno Británico y los rebeldes pero este acuerdo provoca divisiones dentro de los independentistas y desemboca en un nuevo conflicto armado y un futuro dispar para ambos protagonistas.
La puesta en escena es muy sencilla, bien ambientada y  el director no escatima en las escenas explícitas, pero de la misma forma crea una escenas conmovedoras y hermosas como el momento cuando suena la canción que le da nombre a la película.
No voy a engañar, confieso que sufrí mucho con esta película  pero que me sirvió para entender lo que han sido los constantes conflictos en Irlanda. Por su parte, los destinos tan dispares de los hermanos me parecen coherentes con el devenir del conflicto aunque me dejó con una sensación de amargura.  De todo lo que vi relacionado al tema, es lo más triste pero a la vez la más conmovedora.



FutureLearn: Irish Lives in War and Revolution.


Futurelearn es una página donde diversas universidades alrededor del mundo ofrecen cursos gratis, entre ellos se encontraba este sobre la Revolución Irlandesa y por supuesto, yo me inscribí inmediatamente. Lo bueno de la página es que uno se puede inscribir en el curso y si no tiene tiempo para terminarlo permanece en tu inicio para que lo termines cuando quieras. El curso es muy completo, va desde años antes al Alzamiento y pone al conocimiento general diversas formas de hacer historia, como por ejemplo, el uso del archivos por parte de los historiadores. Lamentablemente ya terminó pero según la página del Trinity College lo pondrán a disposición otra vez. Si les interesa pueden pinchar en la imagen y serán dirigidos. Aprovecho la oportunidad para recomendar esta página que pone el conocimiento al servicio del internet, el único pero es que sólo tiene subtítulos en inglés.